Mejora tus Conversaciones

Lo que sale de nuestra boca, es capaz de hacer reír, llorar y hasta de mover las masas. Las personas más influyentes y carismáticas son capaces de hacer esto con gran facilidad. Y es que las personas con grandes habilidades sociales tienen un excelente manejo de sus palabras y saben las oportunidades que esto puede traer en disintos aspectos de su vida.

Pero, ¿cómo es que hacen esto? Pues con los mismos ojos, orejas, manos, piernas, brazos y cuerdas vocales que tú también tienes. Se trata de simples técnicas con las cuales podrás mejorar el nivel de tus conversaciones, haciéndolas más interesantes, y sobre todo, siendo capaz de influir en las demás personas.

A diferencia de un gran atleta que puede tener un físico inigualable o una cantante que tiene una voz divina, los oradores profesionales empiezan con el mismo equipo que nosotros, la única diferencia es que ellos usan TODO. Usan sus manos, su cuerpo y gestos específicos que tienen gran impacto. También son conscientes acerca del espacio físico en el que hablan. Emplean distintos tonos de voz, invocan varias expresiones, varían la velocidad en la que hablan y usan efectivamente el silencio.

Tarde o temprano se presentará el momento en que tendrás que influir en los demás para que vean las cosas como tú las ves. Puede que sea persuadir a tu familia para ir a comer a tu restaurante favorito o convencer a tus socios en la empresa de aprobar un proyecto que te interesa. Siempre habrá una oportunidad de influenciar a otros y la mejor manera de hacerlo es a través de tus conversaciones.

Aquí te presento algunas técnicas que te ayudarán a mejorar tus conversaciones y que son fáciles de implementar.

 

Usa frases impactantes

“El dolor es inevitable; el sufrimiento es opcional” – Budah

“Si no construyes tu sueño, alguien te contratará para construir el suyo” – Tony Gaskins 

Palabras emocionantes como éstas, sin duda ayudan a enfatizar tu punto de vista, así que haz un búsqueda de posibles frases poderosas que puedan darle un soporte a tu conversación. Éste es un recurso muy utilizado por oradores, abogados y políticos. Como ellos bien saben, las frases bonitas pueden ser armas muy poderosas.

Escuchando el show de un cómico muy famoso, pude apreciar durante una de sus entrevistas que el entrevistador tenia curiosidad en saber cómo es que se le ocurrían frases tan creativas aparentemente de la nada. Lo que el comicó reveló es que mucho del material que usaba era simplemente material reciclado, mientras que solo una pequeña parte era original. Admitió que invertía varias horas sumergido en libros de frases, citas y humor. De estos libros, tomó prestadas varias de las frases que lo llevaron a ser tan conocido. Y al hacerlo, procuró que se adecuaran a cualquier situación que podría aparecer durante sus presentaciones.

Todos los profesionales se preparan para situaciones donde pueden verse comprometidos, y para esto ,casi siempre tienen una frase para salir de ahí, y tú también puedes hacer lo mismo.

Estudia libros de este tipo para enriquecer tus conversaciones a diario. Encuentra frases que tengan impacto visual. Olvídate de los clichés ya que son el peor enemigo de las conversaciones. Intenta que tus palabras se relacionen al contexto donde te encuentras.

 

Usa humor

El humor enriquece cualquier conversación. Pueden ser chistes enlatados, también humor genuino, ensayado y expresivo (si te interesa saber más de esto te recomiendo ver el video de análisis de que hice de Will Smith).

Planea tu humor y hazlo relevante sobre todo. Al igual que las frases impactantes también hay libros donde encontrar frases cómicas para diferentes situaciones. Éste también es un recurso que los grandes comunicadores toman prestado de distintas fuentes.

Solo algo que debes tomar en consideración, no importa que tan bueno sea tu material, asegúrate de que siempre encaje con la situación. Y sobre todo PRACTICA.

¡Comparte este artículo!Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInPin on PinterestEmail this to someonePrint this page

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *