Lectura Poderosa

Para muchos un hábito aburrido, para otros un pasatiempo delicioso. Para algunos hojas con puras letras, para otros una invitación a desconectarse del mundo. Si bien la lectura tiene distintas opiniones al respecto, lo que no podemos negar es que un hábito muy poderoso y que influye positivamente en tu vida. Y así como dedicamos tiempo a cuidar nuestro cuerpo, también es importante rendirle culto a nuestra mente.

Está científicamente demostrado que la lectura aumenta la conectividad de tu cerebro y provoca cambios neurológicos. Las personas que leen activamente son capaces de incrementar la conectividad de sus neuronas. ¿Y esto en qué es beneficioso? Pues que mientras mayores conexiones neuronales tengamos, nuestro cerebro dispondrá de mayores tejidos conectivos a lo largo del tiempo, lo que ayudará a reducir enfermedades degenerativas y llegar a la vejez con mejores condiciones intelectuales.

Y por supuesto, está de más decir que la lectura mejora enormemente nuestra memoria, además de estimular nuestro nivel de concentración y enfoque, lo cual favorece en gran medida nuestra productividad.

“La lectura es la mente lo que el ejercicio al cuerpo” – Joseph Addison

Por otro lado, te sorprenderá saber que la lectura es una excelente terapia. No por algo, en la antigüedad los griegos consideraban a las bibliotecas como un “lugar para la curación del alma”. Y aquí entran no solo los libros de autoayuda, que son muy efectivos para aliviar temas como depresión, ansiedad, autoestima y otros trastornos moderados; sino también los libros de ficción, ya que favorecen la identificación con un personaje o una situación, ayudando al crecimiento personal de la persona. Al leer, fortalecemos nuestro pensamiento abstracto, ya que prácticamente estamos viviendo otras vidas a través de los personajes del libro, lo que desarrolla nuestro nivel de empatía y comprensión con otras personas.

Según el doctor Raymond Mar, de la Universidad de York en Canadá, “leer favorece una actividad cerebral similar a la que activaría la experiencia real”, lo que significa que después de haber leído un libro, ves las cosas desde una perspectiva distinta, ves el mundo de otra manera. Y esto conduce a la reflexión, luego a una introspección, y finalmente, a un crecimiento emocional.

Y si aún no estás muy convencido, la lectura es una forma muy efectiva de aliviar el estrés. Leer nos ayuda a liberar tensiones y crea un espacio de relajación, ayudando a reducir el nivel de cortisol, y dándonos una sensación de bienestar. Además, al tener menos tensiones en nuestro cuerpo, dormimos mucho mejor y tenemos un descanso más placentero.

¿Necesitas más motivos para comenzar a leer? Te invito a que veas un video de mi canal sobre los beneficios de la lectura. Te seguro que este poderoso hábito vale totalmente la pena.

 

 

 

 

 

¡Comparte este artículo!Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInPin on PinterestEmail this to someonePrint this page

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *